Todo lo que debes saber sobre el orgasmo femenino

¿Qué tanto saben sobre el placer femenino? Irónicamente existe un porcentaje muy alto de mujeres que no tienen idea de cómo obtener el máximo placer. ¡No te preocupes! Tu sexóloga en Tampa aclarará tus dudas en el siguiente artículo. 

Los orgasmos femeninos son tan misteriosos, como desconocidos. Aunque muchos saben lo que son, pocos realmente saben cómo conseguirlos. Y no sólo hablo de mujeres, sino también de hombres.

Sólo porque no estemos gritando, no quiere decir que no estemos disfrutando: Los orgasmos pueden sentirse como una flama o como fuegos artificiales. Ambos son geniales y placenteros. No te estreses si a veces hay menos ruido de lo usual.

1.- No imites a las películas porno: en el porno podría ser el detonante de un orgasmo, pero en la vida real, un dedo podría sentirse como un dedo. No esperes grandes resultados con ninguna estrategia. Hay que aprender a utilizar cada herramienta primero.

2.- No siempre llegamos de la misma manera: sólo porque tuvimos un orgasmo con sexo oral, no quiere decir que siempre vayamos a terminar con sexo oral. Puede que el jueves necesitemos estimulación manual, el viernes de punto G y el sábado sexo oral. No siempre será igual, ni sentiremos lo mismo.

3.- La importancia de los juegos previos: Si no sabes que necesitamos juego previo antes de la penetración, no te mereces ningún orgasmo. Hay excepciones (como el quickie), pero en general necesitamos precalentar el horno para tener una buena lubricación y, por ende, un encuentro placentero.

4.- Tener sexo es divertido aún sin orgasmo: Lo intentaron, dieron todo… y aún así no hubo orgasmo. Ni modo. La vida sigue. Eso no quiere decir que no haya sido sexy. A veces disfrutaremos el recorrido tanto como el resultado.

5.- Orgasmo vaginal y de clítoris son diferentes: Hay muchos hombres que ni siquiera pueden encontrar el clítoris, mucho menos definirlo. Hay mujeres que pueden llegar al orgasmo a través de estimulación vaginal, otras que a fuerza necesitan de clítoris. No son lo mismo, y deberías conocer ambas.

6.- Los juguetes no son tu enemigo: Claro, el vibrador es nuestro segundo novio, pero eso no quiere decir que sea el favorito. Hay espacio para un hombre y un novio con pilas a la vez, ¿por qué no usarlos a ambos? Podría ser el mejor trío.

 

 

 

(Visited 53 times, 1 visits today)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

dieciocho − diez =

@AlexandraGalletti